logotype
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
DE PATIALSUELO A PATICALZADO PDF Imprimir Correo

GUION: Claudia Monsalve Pino (basado en el cuento “El árbol de los zapatos” )
DIRECCION: Fernando Moncayo R.
MUSICA: Jorge Oviedo
MUÑECOS: Claudia Monsalve Pino
ESCENOGRAFIA: Claudia Monsalve-Fernando Moncayo
ACTUAN. Daniel Badillo, Fernando Moncayo y Claudia Monsalve
DURACION: 50 minutos

 

Es La historia del reino de PATIALSUELO, que como su nombre lo indica, sus habitantes (o casi todos) andan descalzos; hasta que un día gracias a la rebeldía de la princesa Perengana, que se niega a calzarse unas lindas botas, el reino empieza a “cosechar” zapatos, lo que provoca la ambición de algunos y la despreocupación de otros; en medio de situaciones muy graciosas el reino resuelve llamarse:
PATICALZADO.

Muchos de los textos de la obra son canciones  que unidas a la belleza de los títeres y la escenografía constituye un espectáculo, para grandes y chicos, con sorpresas formales y  fino humor.


SINOPSIS

La princesa Perengana rechaza los lindos botines que le obsequio el Príncipe vecino y al salir de palacio los arroja al campo. Domingo Dormilón encuentra uno de ellos y decide sembrarlo quedándose dormido. Pronto nace un frondoso árbol lleno de zapatos. Domingo, emocionado, llama a su mujer y deciden convocar a los vecinos para repartir zapatos. Todo es felicidad pues niños, jóvenes y viejos ya pueden proteger sus pies….pero Don  Triunfo Serrucho, el vecino ambicioso, no utiliza los zapatos sino que los siembra pensando en un lucrativo negocio. Por la noche riega de matamalezas el árbol de Domingo y logra así ser el único poseedor del árbol de los zapatos.

Monta un almacén que prospera mientras la tristeza y el decaimiento hacen presas de Domingo y su mujer.

Inútilmente tratan ellos de encontrar otros zapatos no usados para sembrarlos.

El Rey, amigo de Triunfo Serrucho, decide echarle una manito en el negocio así que lanza un decreto determinando que el reinado con el nombre de Patialsuelo nunca saldrá de la pobreza y de ahora en adelante, se llamará Paticalzado y por consiguiente todos los habitantes tendrán la obligación de usar zapatos

Triunfo Serrucho se da cuenta que es mejor negocio vender zapatos verdes disimulados con una capa de pintura  pues estos duran menos y los vecinos tienen que comprar otro par.

Al fin Domingo encuentra el otro botín que arrojo la Princesa Perengana y decide sembrarlo para cosechar lindos zapatos que reparte a sus vecinos con la condición que los siembren para que así cada uno tenga su propio árbol y no dependan más del negocio de Triunfo Serrucho.

 

contactos