logotype
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
MEMORIA ENCUENTRO DE MUJERES EN ESCENA “TIEMPOS DE MUJER” PDF Imprimir Correo

El tiempo es un misterio que nos acoge, nos envuelve, nos confronta, nos cuestiona nuestro transitar por la escena cotidiana de la vida, es implacable, no espera, su paso apresurado nos empuja a explorar la maravilla irremediable del asombro de la creación.

Vivimos en un tiempo acelerado donde ya no tiene sentido el por qué de las cosas, donde todo es más práctico, donde lo sublime se ha vuelto cursi, sin embargo es tiempo de  recobrar la palabra, la mirada, la escucha, la pisada firme, la huella, la mano generosa, la sabiduría, la matriz.

Es por eso que desde el 2004 insistimos en la provocación del diálogo, a través de un encuentro de mujeres creadoras que dan  a luz su pensamiento vertido en una obra de arte. Hasta ahora  300 mujeres, de provincias y países vecinos, se han sumado  a esta iniciativa, compartiendo los aciertos y desaciertos, confrontando y arriesgando, pero sobre todo reconociéndonos, como mujeres y creadoras, lo que no sería posible sin la ayuda de todas las mujeres que creyeron en nuestra propuesta y también a algunas instituciones públicas de Nuestro País como es el Ministerio de Cultura y los gobiernos locales de cada ciudad donde se realiza el Encuentro.

Hemos construido una etapa importante, apenas el comienzo de otro tiempo de gestación de nuevos encuentros, junto a mujeres valiosas que comparten esta quimera, con la certeza de avanzar y seguir creciendo.

Desde la primera edición de Tiempos de Mujer, en marzo del 2004, hemos recogido la experiencia del Encuentro entre mujeres artistas profesionales, desde sus logros pero sobre todo desde sus dificultades, para desarrollar su trabajo, su inserción y su proyección dentro de nuestra sociedad. Cada año se fueron sumando más compañeras, artistas, grupos, instituciones, para seguir provocando espacios de reflexión y confrontación de propuestas estéticas, procesos creativos y formativos,
dinámicas de trabajo, tendencias y vanguardias. La transparencia en nuestro proceso y la proyección que ha alcanzado nuestro proyecto, por su planteamiento y sus objetivos fundamentales, ha llamado la atención de varios grupos artísticos nacionales e internacionales que han solicitado su participación.

Al no trabajar desde una suerte de pre-selección de carpetas, las puertas están abiertas a todos y cada uno de los grupos y aristas independientes que quieran compartir esta experiencia de Encuentro, que implica además de la presentación de su propuesta artística, espectáculo, recital y/o exposición, su permanencia de comienzo a fin del festival y su participación en todos los componentes que lo estructuran. Esta particularidad ha provocado un interés aún mayor de los grupos participantes ya que descubren  un carácter propicio para el diálogo y la confrontación sincera, real y verdadera de los procesos entre el movimiento artístico ecuatoriano, desde la danza, el teatro, la música,  y lo que está pasando en Latinoamérica y el mundo.

Cada año la convocatoria ha tenido un crecimiento paulatino, en el 2004 (I Encuentro) comenzamos apenas con la presencia de cinco mujeres que unos juntamos y mostramos nuestros trabajos unipersonales, en el 2005 (II Encuentro), se involucraron más actividades y participaron compañeras de otras disciplinas, queríamos primero provocar la participación de la mujer creadora de nuestro País y tuvimos la primera exposición plástica itinerante; en el 2006 (III Encuentro), realizamos la primera edición Internacional, en el 2007 (IV Encuentro), ejecutamos la primera extensión a provincia, provocando un interés altísimo por las promotoras culturales de la ciudad de Ambato, quienes lograron una excelente participación de una generación muy joven de mujeres escritoras; en el 2008 (V Encuentro), se logró una proyección mayor en los espacios alternativos y una participación también mayor de mujeres artistas en las otras provincias que se fueron sumando. En el 2009 (VI Encuentro)  se convocó a más de 300 artistas de distintos géneros y tendencias estéticas; se ejecutó en cuatro ciudades hermanas de la sierra ecuatoriana: Quito, sede principal, Otavalo, Ibarra y Ambato, extensiones importantes para el Encuentro; dos semanas con 90 actividades artísticas constantes e itinerantes, desde el 23 de marzo al 5 de abril del 2009, ininterrumpidamente. Se aglutinó a un gran público proveniente de distintos grupos sociales. Mantuvimos e incorporamos: representaciones escénicas, talleres, charlas,

sesiones de trabajo de análisis; uno de los espacios importantes que logramos incluir fue el espacio para testimonios de vida que lo llamamos “Desde el escenario íntimo de nuestra historia”, donde trabajamos articuladamente con dos instancias organizadas de mujeres: Mujeres de Frente y Cultura Caléndula; foros después de cada función con público, conversatorios, retrospectiva fotográfica de mujeres que han aportado al desarrollo de las artes escénicas del País, exposiciones plásticas; llegamos a más y nuevos espacios alternativos en cada una de las ciudades ejecutantes del Encuentro.
Hemos logrado dar un paso más, en cada edición del Encuentro que sigue creciendo y proyectándose a nivel nacional e internacional. Siempre ha superado nuestras expectativas ya que no solo que cumplimos a cabalidad nuestros objetivos y cubrimos todas las actividades planificadas, en  Quito y en las ciudades de extensión, sino que además logramos un verdadero Encuentro entre los artistas participantes, a través de los talleres, conversatorios, foros. La sexta edición , en especial, gozo de una verdadera convivencia fraterna y profesional, donde nos descubrimos y sentimos como parte de una misma realidad latinoamericana, con pros y contras, atravesados por dificultades, limitaciones y barreras de una misma índole que suceden por fuera de nuestra naturaleza creadora, pero que sin embargo seguimos adelante, empujándonos y apoyándonos y son estos espacios precisamente de Encuentro los que necesitamos permanentemente para reconocernos como mujeres creadoras.
La ausencia de espacios  para la reflexión y confrontación de propuestas estéticas, procesos creativos y formativos, dinámicas de trabajo, tendencias y vanguardias, nos impulsó a la gestación de un territorio que propicie un Encuentro  que acoja y refleje el trabajo de la mujer creadora; y, mediante la autogestión y el apoyo solidario de artistas de distintos géneros, hemos realizado Tiempos de Mujer en sus siete ediciones consecutivas.

A esta iniciativa, se han sumado esfuerzos de compañeras actrices, directoras escénicas, grupos artísticos, organizaciones de género, e instituciones culturales, para sostener colectivamente un espacio que recoge y proyecta el trabajo de la mujer; un encuentro y discusión sobre los temas de la vida contemporánea desde la mirada de la mujer  creadora, de consensos y disensos, como hilo conductor transversal, empleando como herramienta de diálogo la palabra, el cuerpo, el pensamiento, convertidos en teatro, danza, fotografía, dramaturgia, cine, música y poesía.

Consideramos este encuentro como una oportunidad única y necesaria de conocerse y alimentarse del quehacer de tantas mujeres que trabajan día a día por el desarrollo artístico de nuestro país.  Por lo tanto, nos proponemos mantener este espacio con una edición anual, proyectando una convocatoria de crecimiento paulatino, con mujeres creadoras de nuestras ciudades principales y de provincias, de los países vecinos y del mundo entero.

Trabajamos desde un enfoque más amplio, que surge desde la reflexión del papel importante que juega la mujer en el desarrollo de las artes y los  aportes significativos que se han impuesto en la historia y en la memoria, no solo desde los espacios artísticos conquistados merecedores de una proyección social, sino también desde la construcción de una identidad de género  que nos han permitido crear canales de afirmación desde nuestra autonomía hacia la  sociedad y el mundo, dentro de una comunión dialéctica de desarrollo en  el tiempo y en el espacio.

El Encuentro se realizará, en el mes marzo del año 2011, en salas de teatro de las ciudades de destino y en espacios alternativos: barrios, escuelas públicas, hospitales, ancianatos, cárceles, centros de rehabilitación.

Nos volveremos a reencontrar con nuevas propuestas, nuevas manos creadoras, nuevas miradas, nuevas hermanas de distintos territorios, con nuevas ganas de entretejer nuestros  universos.

 

Susana Nicolalde
Actriz y Directora de la Fundación  Mandrágora Artes Escénicas
Quito, 18 de Octubre de 2010

 

contactos